El marco teórico es la parte de una investigación en la que se referencian las bases científicas sobre las que se sustenta el trabajo. En la práctica se refiere a las metodologías y postulados anteriormente utilizados en otros estudios de la misma materia, que nosotros utilizaremos para nuestra propia investigación. También puede proceder de otras áreas de conocimiento, pero ser igualmente aplicable a la nuestra.

¿Por qué hay que incluir el marco teórico en todas las investigaciones? El marco teórico es imprescindible porque:

  1. Contextualiza nuestra investigación y la aportación que hace dentro de un área de conocimiento más extensa.
  2. Respalda el carácter científico de nuestro trabajo, al usar como base procedimientos ya comprobados y utilizados por otros autores anteriormente.
  3. Evita equívocos respecto a la autoría y una posible interpretación de plagio o uso no referenciado de conocimientos anteriormente expuestos por otros autores.
  4. Sirve de base para nuestra investigación, declarando qué tomamos (y qué descartamos) de la teoría ya publicada previamente.
  5. Conecta nuestra hipótesis con procedimientos empíricos ya probados, permitiendo un análisis más completo de los datos.

Qué significa “Marco Teórico”

La expresión “marco teórico” es, en sí misma, bastante descriptiva. Se trata de crear un encuadre o marco dentro del cual delimitaremos nuestro trabajo, seleccionando para ello aquellas teorías (textos científicos) publicados con anterioridad a nuestro estudio. También se conoce como “marco conceptual” o “theorical framework”.

¿Cuál es la función del marco teórico?

Al crear un marco teórico, estamos seleccionando la teoría previa sobre la que sustentaremos nuestra investigación y dejando clara cuál es nuestra aportación (qué añadimos). Se basa, simplemente, en utilizar el conocimiento conseguido por otros con anterioridad a nosotros, para seguir avanzando en el estudio de una materia.

¿Cómo empezar a escribir el marco teórico?

¿Cómo empezar a escribir el marco teórico?

Antes de ponernos manos a la obra y redactar el marco teórico de nuestro trabajo, es imprescindible llevar a cabo una serie de lecturas. Incluido dentro de la Introducción, en realidad el marco teórico es una parte bastante pequeña en cuando a número de palabras, pero muy importante y que conlleva muchas horas de trabajo, leyendo:

  1. Teorías
  2. Otras investigaciones
  3. Antecedentes metodológicos

¿Se puede hacer una investigación sin marco teórico? No. En primer lugar porque resultaría inaceptable para la comunidad científica, ya que es uno de los requisitos de cualquier trabajo académico. Además, la ausencia de marco teórico sería un indicio de la descontextualización del trabajo respecto a las líneas de investigación publicadas y podría interpretarse como ignorancia por parte del autor. Es por ello que el marco teórico se incluye siempre en cualquier trabajo de investigación, sea cual sea su nivel académico:

  • Trabajo de Fin de Grado
  • Trabajo de Fin de Máster
  • Tesis Doctoral
  • Artículo científico
  • Proyecto de investigación
Marco teórico: cómo se hace

Marco teórico: cómo se hace

Estos son algunos consejos prácticos sobre cómo empezar un marco teórico:

  1. Lectura. Sirve para familiarizase con todo el aparato teórico desarrollado para generar las diferentes ramas de conocimiento de una materia de investigación. Si no sabes por dónde empezar, lo mejor es analizar los paradigmas teóricos referenciados en otros trabajos actuales del mismo tema.
  2. Actualidad. Un marco teórico debe ser completo, pero sobre todo estar actualizado. No es necesario remontarse hasta el nacimiento de una corriente metodológica allá por el siglo XVII, pero sí demostrar que se conocen las últimas aproximaciones teóricas utilizadas y explicar por qué elegimos seguirlas o las vamos a descartar.
  3. Solidez. Para que un marco teórico sea válido (y aceptado) debe asentarse en teorías científicamente comprobadas. Eso significa que tus lecturas de referencia para crear el marco teórico deben circunscribirse a publicaciones académicas y científicas.

A menudo, el tiempo y el esfuerzo dedicados a la creación del marco teórico no quedan reflejados en la cantidad de texto que escribimos para este apartado. Enseguida te darás cuenta que se necesita pasar muchas horas investigando, leyendo y consultando una gran cantidad de textos para terminar redactando solo unos pocos párrafos.

La mayoría de marcos teóricos se resuelven en unas pocas páginas como mucho y son una parte muy pequeña en comparación con el resto del trabajo. Utiliza un software de gestión de referencias bibliográficas para dejar constancia de todas las obras que consultes y utilices para llevar a cabo el marco teórico de tu trabajo.

Nuestro consejo para escribir un buen marco teórico es que te centres en los detalles más importantes y que realmente se adecuan al tipo de investigación que planteas. Descarta la literatura consultada que solo te sirva para situarte a nivel personal y céntrate en citar con minuciosidad los antecedentes exactos que vas a utilizar, reflexionando sobre por qué los has escogido y qué esperas conseguir con ellos.

Formulario de consulta gratuita
Más información sobre nuestro servicio

¿Cómo utilizo una base teórica?

  1. Un marco teórico se utiliza como el soporte conceptual a partir del cual construiremos el enfoque de nuestra investigación. Sirve para:
  2. Definir conceptos y aplicarlos como punto de partida a nuestro análisis.
  3. Poner en práctica teorías consolidadas y comprobar que, para la hipótesis que planteamos, funcionan o no.
  4. Saber qué se ha investigado ya y cómo se ha hecho, antes de empezar a trabajar.
  5. Conocer diferentes formas de recopilación y análisis de datos.
  6. Elegir la mejor metodología y adaptarla a nuestro caso concreto.
Qué contiene un marco teórico

Qué contiene un marco teórico

Lo que se explica en un marco teórico no son las teorías ya publicadas, sino la aplicación que hacemos de ellas para nuestra investigación concreta. Esta parte de la Introducción se construye con la forma de un discurso de referencias, pero en realidad afecta a todo el conjunto del trabajo, desde la elección del tema a investigar. Estos son algunos ejemplos:

  1. Marco teórico en la idea de investigación. Aparece cuando, por ejemplo, seleccionamos nuestro tema de investigación a partir de la discusión surgida en las conclusiones de un artículo científico.
  2. Marco teórico en la conceptualización. ¿Partes de un concepto desarrollado a partir de las investigaciones de otro autor? Pongamos por ejemplo que se trata de la “cerámica negra incisa de la cuenca del Tajo” y los trabajos de campo y catálogos que la han analizado previamente.
  3. Marco teórico desde la metodología. Es uno de los casos más útiles: cuando aplicas las metodologías desarrolladas por otros autores para estudiar temas cercanos al tuyo, adaptándolas a tus necesidades.
  4. Marco teórico a partir de la estructura. Se da cuando seguimos el mismo procedimiento de recogida de datos, análisis y orden de presentación de resultados que otros trabajos anteriores.
  5. Marco teórico encauzado a una postura teórica. Aquí el punto de partida se basa en la aceptación (o negación) de una determinada idea. Por ejemplo ¿existe al arte Mudéjar o se trata de una concepción posterior generada por la percepción de los historiadores?

El marco teórico, además de una parte de nuestro trabajo, supondrá la definición de su enfoque. Es una expresión justificada del punto de vista que utilizamos, además de una forma de demostrar nuestro nivel de conocimientos previos sobre la materia y de evitar el plagio y la repetición respecto a lo que ya se ha investigado.

¿Necesitas ayuda con tu trabajo?

¡No dejes pasar más tiempo antes de la fecha de entrega!

Pide ahora presupuesto sin compromiso, cuesta menos de lo que te esperas. Respondemos en solo unas horas y si te interesa empezamos de inmediato.

Rellene el formulario de pedido
Enlaces de interés

Continuar leyendo